Syndergaard enfrenta a los Mets por la frustración con Wilson Ramos

Fuente: Joel Sherman / The New York Post

Noah Syndergaard, consideró el martes desafortunado que se hayan divulgado sus quejas ante la gerencia y los coaches del equipo sobre el cátcher Wilson Ramos.

El lanzador de Nueva York negó que él mismo haya participado en la filtración.

Syndergaard, ha estado mostrando sus frustaciones toda la temporada sobre su incapacidad para convencer a los Mets para que lo alineen con sus receptores preferidos, se puso furioso durante el fin de semana cuando tuvo que lanzar nuevamente con Wilson Ramos en lugar de Rene Rivera o Tomas Nido.

El derecho se dijo sorprendido por esta versión. El manager Mickey Callaway opinó que Syndergaard no fue la persona que reveló al diario el contenido de las conversaciones.

"Es desafortunado que una conversación privada que tuve con la gerencia y con el cuerpo de coaches se haya vuelto pública, pero así es", indicó Syndergaard.

Consideró completamente falso que haya estado furioso durante las conversaciones. Dijo que éstas fueron muy cordiales y maduras.

Asimismo, aseveró que no siente sino respeto por el venezolano Ramos.

Syndergaard tiene una efectividad de 8.10 en dos juegos con Travis d’Arnaud, una efectividad de 5.09 con Ramos en 15 juegos y una efectividad de 2.45 con Nido en 10 juegos. Lanzó siete entradas blanqueadas la única vez que se emparejó con Rivera. En 22 juegos de carrera con Nido, Syndergaard tiene una efectividad de 2.17 y es de 2.52 en 29 juegos con Rivera.

El portavoz de los Mets, Harold Kaufman, dijo que Syndergaard estuvo en reuniones el lunes y que hablaría con la prensa más adelante ese día. Pero después del partido contra los Diamondbacks, Syndergaard no estaba presente y Ramos se fue sin hablar.

“Somos una familia”, dijo el gerente general de los Mets, Brodie Van Wagenen. “En una dinámica familiar, las relaciones familiares tienen que manejarse y tenemos que sacarle lo mejor a cada persona todos los días. Eso es lo que continuaremos haciendo”.

El lanzador habló con los Mets el fin de semana, cuando el boricua Nido formó la batería en una apertura sabatina de Marcus Stroman. El domingo, Ramos fue cátcher de Syndergaard.

"Sé que en términos de pitchers y catchers hay cierto factor relacionado con la atracción personal, las relaciones, una relación simbiótica que puede existir entre dos tipos", dijo Syndergaard. "Se trata de sentirse cómodo ahí".

Callaway dijo que no ha decidido quién será el receptor en la siguiente apertura de Syndergaard, probablemente el viernes ante los Dodgers de Los Ángeles. Sin embargo, sostuvo: "Siempre trataremos de hacer lo mejor para el equipo".

Y sacó a relucir los resultados. Los Mets tienen una foja de 9-6 cuando Syndergaard le lanza a Ramos y una de 6-4 cuando su receptor es Nido.

"Depende de qué números miren", dijo Callaway.

Syndergaard negó que le haya dicho "algo importante" a Ramos, en referencia a lo publicado o a sus frustraciones.

Comentarios de nuestros lectores